Por qué las mujeres no deberíamos usar brasier

El brasier ha sido una prenda indispensable hasta hace unos años para la mujer. Pero entre los 60’s y 70’s. Muchas mujeres decidieron dejar de utilizarlo como un tipo de liberación femenina a algo que denominaban “utensilios de tortura” en el que se encontraba el brasier, debido a sus varillas incómodas que pueden llegar a lastimar. Y que al mismo tiempo hacían parte de un grupo de elementos referentes a la imagen sexualizada de la mujer. 

También se conoció ese ícono feminista que podemos incluso ver en un capítulo de Los Simpsons, donde Marge quema su bra, denominado Bra burning, en forma de protesta.

Ahora, gracias a la pandemia, hemos sido muchas más mujeres que nos hemos sumado al #Freetits. Ya sea por la comodidad de estar sin brasier en casa y el trabajo o porque el estilo de ropa ya no lo amerita. Pero es un hecho que cada vez somos más las mujeres que le decimos NO al brasier.

Aunque claro, entre gustos no hay disgustos y se respeta a las mujeres que aún los utilicen, pues se sabe que el objetivo de los brasieres es dar forma a los senos y supuestamente sostener, pero esto último no es verdad del todo.

Se ha evidenciado gracias a estudios científicos y profesionales en el tema, que el uso del brasier puede traer algunos problemas e inconvenientes, algunos de ellos son:

  1. El uso frecuente del brasier debilita y hace que los senos pierdan la capacidad de sostenerse a sí mismos. Así que preferiblemente es mejor dejar de usarlos para la salud de tus senos. Si el Brasier queda flojo, tanto de copa como de banda, esto hará que los senos se caigan por el golpe de la gravedad.
  2. Cuando se deja el uso frecuente los músculos se hacen más fuertes, pues no tienen que depender del soporte del brasier.
  3. Se ha evidenciado como el desuso del brasier ayuda a que los pezones se levanten un poco más.
  4. Para muchas mujeres los brasieres son molestos por el sudor que genera, debido a la falta de circulación de aire. Así que sin brasier, sentirás aire fresco todo el tiempo.
  5. Genera opresión, las varillas lastiman y las marcas en la piel pueden generar irritación. 
  6. Si el Brasier aprieta mucho puede producir acné, dolor en la espalda y posteriormente puede generar molestias bien notorias en el área superior de la banda que da hacia las axilas y la parte baja de esta que da hacia el estómago y la espalda. 

Y para evitar estos problemas, es que en Maathai Organic ofrecemos un tipo de alternativa muy sensual, cómoda y libre, en donde tus senos no sufrirán en lo absoluto, que se adapta a las formas naturales del cuerpo y a las nuevas necesidades de las mujeres (incluyendo las del medio ambiente, claro). Es el Bralette hecho de 95% algodón orgánico (tenemos talla hasta la XL), esta prenda ha venido revolucionando la ropa interior femenina los últimos años. Puesto que se puede exhibir y mezclar con ropa exterior sin ningún problema, ya que el diseño está hecho para hacerlo. Y no solo eso, sino que contrario al brasier, te hace sentir libre y cómoda, en vez de oprimida y rígida ¡Anímate!, a ser parte de la comodidad, sensualidad, liberación del empoderamiento de tu cuerpo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like